Internacional

Hallan Tráiler en Texas 50 migrantes muertos 22 son mexicanos

Otros 16 migrantes, cuatro de ellos menores, resultaron heridos y fueron trasladados a distintos hospitales para su atención.

Al menos 50 migrantes, entre ellos hombres, mujeres y niños, que cruzaban ocultos a Estados Unidos fueron hallados sin vida dentro del remolque de un camión al suroeste de San Antonio, Texas. Según información preliminar, los migrantes murieron por asfixia.

Otros 16 migrantes resultaron heridos y fueron trasladados a hospitales del área, confirmó Charles Hood, jefe del Departamento de Bomberos de San Antonio. Entre los hospitalizados se encontraban cuatro menores.

Las autoridades habían reportado inicialmente al menos 46 muertos. Esta cifra se elevó a 50 este martes, según informó el presidente mexicano Andrés Manuel López Obrador en su rueda de prensa matutina.

Entre las víctimas hay al menos 22 mexicanos, siete guatemaltecos y dos hondureños. Se desconoce la identidad de al menos otras 19 víctimas.

La investigación inicial está a cargo del personal del Departamento de Seguridad Nacional (DHS, por sus siglas en inglés), el cual está dando los detalles de lo ocurrido, y reveló que hay tres personas bajo custodia.

El jefe de la policía local, William McManus, explicó que el hallazgo ocurrió en la cuadra 9600 de Quintana Road, cerca de New Laredo Highway. Un empleado que trabaja cerca del área habría llamado al 9-1-1 a eso de las 5:50 p.m. para denunciar que, tras escuchar a alguien pedir ayuda, encontró un camión con las puertas del remolque semiabiertas y a varias personas sin vida dentro él.

Según el jefe de los bomberos, cuando los rescatistas llegaron al lugar, descubrieron a una persona muerta afuera del tráiler y otros 45 cuerpos adentro.

Los 16 lesionados fueron trasladados a hospitales de la ciudad entre las 6:07 y 6:57 p.m., añadió Hood. Hasta el momento, se sabe que tres de los migrantes estaban en condición estable en el Hospital Metodista; otros cinco en condición crítica en el Baptist Medical Center, y otros dos en condición desconocida al Hospital Universitario.

Un total de 60 bomberos en 20 camiones y 10 unidades médicas habrían asistido en el operativo de rescate.

La Casa Blanca calificó de «horrible y desgarradora» la muerte de los migrantes cerca de la frontera con Texas y reiteró que seguirán tomando medidas para frenar las redes de contrabando de tráfico ilegal de migrantes.

«Se han perdido demasiadas vidas en este peligroso viaje», dijo Karine Jean-Pierre, secretaria de prensa de la Casa Blanca. «Nuestras oraciones están con aquellos que trágicamente perdieron la vida, sus seres queridos y aquellos que aún luchan por sus vidas».

Por su parte, visiblemente conmovido, el alcalde de San Antonio, Ron Nirenberg, dijo en una rueda de prensa que «la difícil situación de los migrantes que buscan refugio es siempre una crisis humanitaria, pero esta noche nos enfrentamos a una terrible tragedia humana».

«Por lo que les instó a todos a pensar con compasión y orar por los fallecidos, los enfermos, las familias, y esperamos que esos responsables de poner a estas personas en condiciones tan inhumanas sean procesados con todo el peso de la ley».

Con informaciòn de T20.

Mostrar más

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba