Tecnología

Dos oportunidades para adivinar la contraseña o perderá más de 220 millones de dolares

Según datos aportados por The New York Times, alrededor del 20% de los bitcoins que existen en el mundo se encuentra perdidos en carteras cuyos dueños han olvidado la contraseña.

Stefan Thomas llegó a acumular unos 220 millones de dólares a través de bitcoins en un disco duro, pero hace años que se olvidó de la contraseña. La pesadilla empezaba para este programador afincado en San Francisco al que le quedan dos intentos para perder todo el dinero.

The New York Times compartía su historia esta semana. Thomas perdió el documento donde había guardado la contraseña para acceder a ese dinero. Los 7.002 bitcoins que había conseguido se guardaban en un disco duro conocido como IronKey, se trata de un disco flash que ofrece seguridad y privacidad, como una billetera digital o caja fuerte para proteger sus criptomonedas.

A principios de semana, el precio del Bitcoin cayó drásticamente, las criptomonedas suelen ser muy volátiles, pero por ahora sigue subiendo más del 50 por ciento con respecto al mes anterior, por lo que la cantidad que ha acumulado Thomas estaría entorno a los 220 millones de dólares.

La seguridad de este disco duro solo permite 10 intentos para dar con la contraseña correcta, de lo contrario procede a formatearse y elimina toda la información que se haya guardado dentro. Es un buen sistema para evitar robos, pero implica un riesgo para sus propietarios en caso de que olviden la contraseña como le ha pasado a Thomas.

Este informático ya ha utilizado 8 de esos 10 intentos, cuenta al periódico estadounidense que en ocasiones se tumbaba en la cama y pensaba en una nueva estrategia. Con cada intento fallido su desesperación aumenta, le quedan solo dos intentos. Como él, otros también han perdido su dinero de esta forma.

La empresa Chainalysis calcula que entre el 17% y un 23% de los bitcoins que existen se han perdido por olvidos de este tipo. Thomas asegura que esta situación le ha dado una nueva perspectiva del mercado de las criptomonedas: «Toda esta idea de ser tu propio banco, déjame ponerlo de esta manera, ‘¿haces tus propios zapatos? La razón por la que tenemos bancos es que no queremos lidiar con todas esas cosas que hacen los bancos» ha explicado a The New York Times.

Hace un año, Clifton Collins se enfrentaba a un dilema parecido. Había guardado 500 bitcoins en cada uno de sus 12 monederos digitales, pero no se acordaba cómo acceder a ellos. El problema se agravó cuando la justicia irlandesa le acusó de traficar con drogas y estableció que esos bitcoins se habían adquirido de forma ilegal, se incautaron, aunque nadie pueda hoy recuperarlos.

Aunque IronKey promociona sus productos como imposibles de hackear, algunos usuarios aseguran que cuenta con ciertas vulnerabilidades que podrían explorarse para ayudar a Thomas y acceder a su disco duro a cambio de una remuneración. Alex Stamos, profesor de la Universidad de Stanford y experto en ciberseguridad ofrece su ayuda por un 10% del pastel.

Mostrar más

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba